Bernardo Montoya, a la Guardia Civil: "No me dejéis salir de la cárcel porque lo volveré a hacer"

94


Bernardo Montoya, en los juzgados de Valverde del Camino.
EFE

“Por favor, no me dejéis salir de la cárcel porque lo volveré a hacer”. Esas fueron las palabras con las que Bernardo Montoya, asesino confeso de Laura Luelmo, se dirigió a los agentes de la Guardia Civil que le detuvieron.

Tal como adelanta Antena 3, Montoya se dirigió así a los cuerpos de seguridad cuando fue arrestado, reconociendo que había acabado con la vida de la profesora. Los investigadores ya revelaron este miércoles que el hombre era “el sospechoso con mayúsculas” desde la desaparición de Laura.

Conocían sus antecedentes, e incluso le preguntaron si conocía a la chica, algo que él negó. A pesar de esto, la Guardia Civil sostiene que Laura Luelmo puedo morir el mismo día de su desaparición, contrariamente a lo que reveló la autopsia preliminar.



Ver noticia original